El programa Familias de Acogida FAE PRO RENGO, de Fundación Mi Casa, recibió a un grupo de profesionales del nuevo servicio de protección de la infancia y adolescencia, Mejor Niñez O’Higgins, encabezado por su director subrogante Cristián Flores Valdivia, quienes visitaron a una familia de acogida para conocer la experiencia y testimonio de quienes acogen a niños y niñas en situación de vulneración.

Las FAE son una alternativa que pone en valor los núcleos familiares como un medio y entorno idóneo para reparar íntegramente las vulneraciones experimentadas por niños, niñas o adolescentes. “El programa interviene abordando las necesidades de niños y niñas, con sentido de reparación de los vínculos familiares, preservando el sentido de familia”, asegura Katherine Román, directora del FAE PRO Rengo, detallando que el objetivo del programa es propiciar la rehabilitación de las competencias parentales de las familias de origen para que se vuelvan a reunificar. Desde esa perspectiva, el programa interviene en tres dimensiones: el niño, la niña o adolescente, la familia de origen y la familia de acogida.

La visita fue realizada a una familia de acogida de la comuna de Quinta de Tilcoco, liderada por la señora Ana María, quien acoge a su nieta de 10 años. «FAE ha sido una experiencia maravillosa y estoy muy agradecida de las profesionales que nos ayudan. Esta es una opción muy gratificante en la que podemos brindarle a los niños y niñas buenas condiciones de vida, amor y satisfacción para que sean buenas personas en la adultez y tener un mundo diferente», mencionó Ana María, quien además de ser abuela cuidadora, es gestora cultural de la comuna, estudia un diplomado y es monitora de alfabetización.

El Director (S) de Mejor Niñez O’Higgins aseguró tras la actividad que «Tenemos la mejor impresión del FAE PRO RENGO de Fundación Mi Casa, su directora y grupo de profesionales. Para nosotros es muy importante potenciar los programas FAE ya que entendemos que la familia es el núcleo fundamental donde los niños, niñas y adolescentes se desarrollan y sus derechos pueden ser restituidos», mencionó.

El FAE PRO RENGO interviene en la además en siete comunas (Requínoa, Malloa, Quinta de Tilcoco, San Vicente de Tagua Tagua, Pichidegua, Peumo y Las Cabras, con capacidad para 125 atenciones de niños, niñas y adolescentes que pueden ser acogidos por familias extensas o externas. “El programa está en fase de socialización y captación de familias de acogida que quieran ser parte activa de la mejor niñez de nuestras comunas”, puntualizó Katherine Román, señalando que cualquier persona puede acceder a una charla informativa, previa inscripción en https://n9.cl/faeprorengo

Print Friendly, PDF & Email

Dejar respuesta