Chile está enfrentando la sequía más extrema de los últimos 100 años yel 2019 fueel año más seco, el con menores precipitaciones desde que se tiene registro en la zona. Esta difícil realidad se traduce en que las autoridades sectoriales han declarado zona de escasez hídrica a varias comunas  del país, incluida la región de O’Higgins.

Desde el año pasado el MOP está realizando acciones concretas para mitigar la escasez hídrica que afecta a la región, entre ellas la participación activa en la Mesa Regional de Emergencia Hídrica, instancia que coordina a diversas instituciones públicas y la participación de privados ligados al tema del agua.

IMG-20200102-WA0045

En este contexto, el Seremi del MOP O’Higgins, Moisés Saravia, destacó“estamos participando activamente en la Mesa de Emergencia Hídrica que se conformó en la región, donde participa el Intendente, el Seremi de Agricultura, la ONEMI, los Gobernadores, la Subsecretaría de Desarrollo Regional, Gobierno Regional, entre otros, con el propósito de buscar soluciones y monitorear permanentemente la situación que hoy día tenemos, es un trabajo continuo para ir evaluando lo que está aconteciendo y que acciones se pueden tomar”.

En el ámbito de la Dirección de Obras Hidráulicas se trabaja en obras de mejoramiento y ampliación de Sistemas de Agua Potable Rural (APR), monitoreo permanente de sistemas APR que tienen bajos niveles de agua y abastecimiento a través de camiones aljibes para aquellas localidades en estado crítico, las que se localizan principalmente en el secano costero, Marchigue, Paredones, Lolol, Navidad y Pichilemu.

Respecto al trabajo con los Sistemas de Agua Potable Rural, el Seremi señaló que “de los 220 APR que tenemos operando, hay 26 que se monitorean desde abril del año pasado, porque están bajando las napas, y a la fecha, tenemos 10 de ellos que están requiriendo el apoyo de camiones aljibes porque se quedaron sin agua, ahí realiza un gran trabajo la ONEMI. Es una situación dramática, algunos APR no tienen agua, y ya no es un tema de profundizar pozos, no hay agua, cualquier trabajo que se haga ahí no es instantáneo, y si hay que alargar los drenes en algunos sectores donde el agua se sacaba de los cauces de los ríos, eso demora de 3 a 5 meses, entonces estamos acortando los plazos bajo condición de emergencia, en esos APR y esperamos recuperarlos lo antes posible”.

También ha asumido un rol clave la Dirección General de Aguas (DGA), que está desarrollando fiscalizaciones en terreno para mejorar la gestión y disponibilidad del agua en los cauces de la región, y en forma paralela, trabajando en un proyecto -a mediano plazo- para instalar estaciones nivométricas en la zona cordillerana, con el objetivo de medir y determinar a futuro la cantidad de recursos hídricos con los que se dispondrá en la región.

En este contexto, el Seremi del MOP O’Higgins, Moisés Saravia, destacó que, “la DGA está en constantes reuniones con lasJuntas de Vigilancia, con los regantes de la zona del Cachapoal y Colchagua para trabajar en conjunto y ver las mejores opciones para entregar en forma justa y equitativa el agua para riego, y repartir esta escasez para que todos se beneficien, ahora es evidente que seguramente unos cultivos se verán afectados,pero estamos todos trabajandopara mitigar y tratar de revertir esta situación”.

 

Esta, la mayor sequía de la historia de Chile, no solamente requiere acciones del Gobierno sino que también de los habitantes a través de la toma de conciencia para un actuar responsable frente a la escasez hídrica que afecta a esta zona del país. El MOP está liderando la campaña “Chile se está secando”, que destaca la importancia del ahorro y uso eficiente del agua, dirigida tanto a la ciudadanía, como a los municipios, las grandes empresas, industrias, el mundo agrícola, entre otros actores sociales.

 

Print Friendly, PDF & Email

Dejar respuesta