Para los que hemos tenido algunos cursillos de economía, tenemos claro que los procesos tienen un tiempo de maduración; en jerga económica sería una marcha blanca. (Personalmente lo aprendí en la escuela de economía de la Universidad de Chile). Eso debió pasar en el Gobierno de Salvador Allende, era lo lógico, ya que fue un hecho histórico que se llegara al Socialismo por la vía Democrática, esto es ganar las elecciones en las Urnas, pero la Derecha no lo vio así, y desde el día uno, llevo a cabo un boicot en todas las áreas de la economía. Se originó el desabastecimiento de los productos básicos, aumento en forma estrepitosa el precio del Pan; los camioneros realizaron paros tomándose la carretera en muchas oportunidades.

Rengo, no fue distinto al resto del país, tuvimos toma de la carretera 5 sur, existieron personajes como Micono, los hermanos Caravia,  que escondieron los productos básicos de alimentación, para que los Pobres no tuvieran que comer y así, se produjera un descontento Popular que tenía como objetivo derrocar al Gobierno de Salvador Allende. Claro que la mente pensante no provenía de un chileno, sino, que fue el Gobierno de Estados Unidos quien ideo toda una estrategia para que se produjera el caos en el País y así Salvador Allende dejara el poder. Siempre van a existir las marionetas que por un poco de lucas van a hacer lo que sea para conseguir un bienestar económico.

marco2

Otras de las marionetas del imperio fue Agustín Edwards dueño de el Mercurio; el cual pidió la intervención de Estados Unidos en el país y en su diario abundaron los artículos como los que adjunto hoy.

La idea de este artículo es mostrar que las cosas no siempre son como las dicen en la T.V.,o los Diarios, a veces hay otros motivos que los seres humanos simples y sencillos no comprenden en su cabalidad; hago un parangón con lo que sucede en Venezuela, donde el Sr. Juan Guaidò es la marioneta de turno que el imperio ha puesto en Venezuela…..Pregúntense quien fabrico a los líderes del medio Oriente como Muamar el Gadafi o a Osama bin Laden.

marco

 

Print Friendly, PDF & Email

Dejar respuesta